Cómo aliviar el congelamiento con la homeopatía

Author:

Publicado:

Actualizado:

El congelamiento es un malestar de los extremidades generado por el frío y la humedad. El dolor es causado por la sensación de quemazón. Los remedios homeopáticos permiten tratar el trastorno con métodos naturales.

El congelamiento es un trastorno que afecta tanto el físico como el ánimo de la perdona afectada. Es provocado por el frío, que genera problemas en la circulación sanguínea a nivel de las extremidades. Esta enfermedad toma diversas formas, que van del edema a las sensaciones de dolor agudo, pasando por grietas y vesículas a nivel de la piel.

El congelamiento, una enfermedad vinculada al frío

El congelamiento es una afección causada por el frío que algunos individuos no soportan a causa de su organismo. Las personas en riesgo son niños y mujeres, sobre todo si están frecuentemente sometidos a un medio ambiente frío y húmedo en particular. El riesgo es aún mayor cuando la persona tiene problemas de circulación sanguínea. Las regiones del cuerpo más afectadas son los dedos de manos y pies y, de manera más general, las extremidades (manos, pies, orejas y nariz). Esto se manifiesta en dolores punzantes, semejantes al pinchazo de una aguja. De hecho, es una disminución del flujo sanguíneo y un retorno venoso defectuoso lo que causa el dolor.

Cómo reconocer un congelamiento

Los congelamientos se manifiestan en primer lugar por enrojecimiento a nivel de la parte afectada, luego por una cierta rigidez y más generalmente por una insensibilidad. Un edema puede aparecer, manifestándose como una hinchazón de los dedos de manos y pies. Unas especies de placas gruesas recubren la piel de las extremidades, que pasan a ser frías y dolorosas. Este dolor puede aumentar con el calor. En ocasiones, los dedos de manos o pies se cuartean, y a veces aparecen también úlceras o ampollas, lo que provoca un dolor agudo que dura con frecuencia mucho tiempo. Este mal es la consecuencia de una vasoconstricción (contracción de los vasos sanguíneos) en esas partes del cuerpo, que al no estar suficientemente vascularizadas producen dolor.

See also
Tratamiento de enfermedades gastrointestinales con Asa foetida

Tratamiento homeopático del congelamiento

Para aliviar el dolor causado por el congelamiento, es preciso calentar progresivamente las zonas afectadas, por ejemplo con agua a 30°C. Las lesiones que afectan a la piel a través de enrojecimiento u otras deformaciones no son irreversibles pero, a largo plazo, las zonas afectadas permanecen sensibles al frío. Por ello, los tratamientos a aplicar deben elegirse en función de  los síntomas para aliviar el mal en un tiempo relativamente corto. A título de ejemplo, Arsenicum Album es adecuado para el congelamiento que se alivia con calor en dosis de 4 a 5 CH, 3 veces al día, mientras que Nitricum acidum se recomienda para lesiones con fisuras y hemorragias. Ranunculus Bulbosus 4 a 5 CH, por su parte, puede tomarse 3 veces al día, y está indicado para el dolor agravado por el frío húmedo. El tratamiento local puede hacerse por aplicación de pomada Agaricus 4%, 2 a 3 veces al día. Para el tratamiento de fondo, durante el invierno, se puede tomar Agaricus muscarius 9 CH y Secale cornutum 9 CH, a razón de 5 gránulos de cada uno por día.

Cuándo consultar a un médico

Es imperativo consultar al médico en caso de formación de ampollas con líquido blanquecino o negruzco, si las dosis normales de analgésicos no tienen efecto o si se evidencia una sensibilidad exacerbada al frío se mantiene durante varias semanas. Asimismo, hay otras manifestaciones que no deberán ser descuidadas. Por ejemplo, si ya no se siente la región afectada o se verifica un cambio en la pigmentación, es necesario recurrir a un profesional de la salud.

Tratamientos y patologías asociados al congelamiento

Tratamientos asociados?

  • Agaricus Muscarius
  • Arsenicum Album
  • Nitricum Acidum
  • Ranunculus Bulbosus
  • Secale Cornutum
See also
Cómo aliviar los trastornos dermatológicos y urológicos con Sarsaparilla officinalis

Importante Actualmente, la homeopatía propone diversos productos y procedimientos para tratar el congelamiento. La grosella negra (Ribes nigrum) es un excelente antiinflamatorio e inmunoestimulante homeopático que aumenta la resistencia tanto al frío como a la fatiga.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Latest Posts

  • 17 Remedios Homeopáticos para la Tos

    17 Remedios Homeopáticos para la Tos

    Todos hemos estado allí, el pecho apretado, la garganta rasposa y esa tos molesta que simplemente no desaparece. No importa cuánto intentes, parece que nada puede aliviar esa tos persistente. Aquí es donde entran en juego los remedios homeopáticos para la tos [enlace de wiki]. Pero espera, ¿no es la homeopatía solo un montón de…

    Read more

  • Los mejores medicamentos homeopáticos para infecciones del tracto urinario (ITU)

    Si alguna vez has sufrido de infecciones recurrentes del tracto urinario, sabes lo frustrante y doloroso que puede ser. Parece que no importa cuánto te esfuerces en seguir todas las recomendaciones médicas, la molesta infección siempre regresa. Aquí es donde entran los medicamentos homeopáticos. Las ITUs son un problema complicado. No hay una solución única…

    Read more

  • Tratamiento de los trastornos ORL y urológicos con Capsicum annuum

    Indicado para el tratamiento de ciertas enfermedades infecciosas, Capsicum anuum es un medicamento homeopático de amplio espectro. Sus propiedades terapéuticas hacen que se lo administre para aliviar trastornos ORL y urológicos. Capsicum annuum es un remedio homeopático obtenido a partir de la planta del mismo nombre, comúnmente llamado “pimiento dulce”. Esta planta americana de la familia de…

    Read more